Claves para saber si es hora de renovar tu web

Si ya tienes una web es probable que te preguntes qué debes mirar o comprobar para saber si tu sitio está en condiciones, si es competitiva o si ya ha llegado la hora de darle una vuelta. Quizás tienes tu página desde hace años, quizás meses o quizás te la acaban de entregar.

En cualquier caso, tenga el tiempo que tenga, en este post te voy a dar algunas claves para comprobar si tu web está lista para pelear en Internet o si debes de ir planteándote rediseñarla o incluso hacer una nueva.

¿Atrae tráfico orgánico?

Lo vemos continuamente. Quizás te pase a ti también. Contratas el diseño de tu web, eliges el presupuesto más económico (o puede que el segundo más económico), te entregan el sitio y, después de meses o años, te das cuenta de que esa web no recibe apenas visitas.

Una web nunca está a cero. Aunque sea únicamente las personas a las que les das una tarjeta de visita y entran a la web para obtener más información o algún clic perdido de cuando te acuerdas de que tienes redes sociales y publicas una súper oferta después de un mes y medio sin publicar, pero siempre hay alguna visita.

Lo que tienes que ver es si llegan visitas a través de buscadores, es decir, si hay personas que encuentran tu web y conocen tu negocio porque lo han encontrado en Google, Bing, Yahoo o el que sea.


Cuando una web consigue atraer tráfico orgánico consigue también que nuevas personas conozcan la marca a la que esa web representa. O por decirlo de otra manera que seguro que te interesa más, aumentan las posibilidades de conseguir ventas gracias a la página. Lo cual nos lleva al siguiente punto.

⚠️ Lee también ➡️  Códigos de estado HTTP más comunes

¿Consigue ventas?

Supongo que el objetivo último de tu web es conseguir ventas, es decir, hacer negocio gracias a ella. Invertir en el diseño y desarrollo de una web para que luego no tengas un retorno gracias a ella no es lo ideal. Creo que estarás de acuerdo conmigo.

Si tienes una web debes monitorizar las ventas que consigues gracias a ella y, en caso de que no consigas ventas, debes actuar. Puede ser un problema derivado del primer punto, si no llega tráfico a la web difícilmente vas a vender. Puede ser un problema de usabilidad o algún fallo técnico, quizás algo no funciona bien y no recibes solicitudes de información o de presupuesto. Puede ser un problema con los textos, igual no queda claro tu servicio o no se entiende tu propuesta de valor.

En cualquier caso, debes darle una solución. Internet es un terreno cada vez más competido y las ventas que no te estés llevando tú se las está llevando tu competencia.

¿Es responsive?

Coge tu móvil y visita tu web. ¿Carga rápido? ¿Se ve todo bien? ¿Está todo en su sitio? ¿Puedes navegar cómodamente? ¿Es apropiado el tamaño de letra? ¿Hay suficiente espaciado entre los elementos como para clicar con el dedo fácilmente?


Más de la mitad del tráfico global en Internet se produce desde móvil así que supongo que estarás de acuerdo conmigo en que es vital que tu web funcione bien en smartphones. Aunque hoy en día la gran mayoría de las webs se adaptan a dispositivos móviles como smartphones o tablets, aún quedan sitios que no lo hacen. Además, de los que sí lo hacen, muchos presentan problemas que conviene solucionar.

⚠️ Lee también ➡️  Ejemplos de páginas de error 404

Por si todo lo anterior no te parece suficiente, desde hace ya algunos años Google rastrea los sitios con su robot para smartphones, lo que quiere decir que le da más importancia a esa versión de la web que a la de escritorio.

¿Tiene un diseño apropiado?

No nos engañemos, la imagen es un factor decisor muy importante. Puedes tener el mejor producto o servicio del mundo, pero si la imagen no acompaña el público no lo percibirá así.

Es importante que tu web tenga un diseño apropiado, acorde con las tendencias actuales, que sea claro y elegante. Incluso aunque tu competencia tenga las webs más feas de Internet (hay algunos sectores que mejor ni te cuento… no se salva ni una) la tuya debe estar bien diseñada. Será una forma de diferenciarte y sobresalir entre el resto.

Si, por el contrario, tu competencia tiene webs con diseños atractivos, tú no puedes quedarte atrás, debes actualizar la tuya para que muestre la profesionalidad que seguro que tiene tu negocio.


Espero que este post te resulte útil y te sirva para ver si tu web está en condiciones o necesita una puesta a punto. En este último caso, contacta con nosotros y te ayudaremos con tu nuevo sitio. Si crees que falta algún factor, no dudes en decírnoslo. Como siempre te pido, comenta y comparte para llegar a más gente 🙂

Por favor, puntúa este post.
[Total: 1 Media: 5]

Deja un comentario

Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Elena Maíllo Caballero como responsable del Sitio Web, siendo la Finalidad: gestionar los comentarios; la Legitimación: se produce gracias a tu consentimiento explícito. Destinatarios: Tus datos serán guardados en Webempresa; Derechos: Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos escribiéndome un correo a hola@plan-ab.es. Para más información, te recomiendo que leas mi Política de Privacidad.

Compartir
Twittear
Compartir
Pin